Blog

 

Chrome actualizó el sistema de sus bloqueadores de anuncios

Chrome actualizó el sistema de sus bloqueadores de anuncios

Mayo 30, 2019


Desarrolladores de bloqueadores como uMatrix y uBlock Origin han mostrado su preocupación respecto a este tema, pues el navegador deja inoperantes a este tipo de extensiones

Google ha planteado cambios en su navegador respecto a los bloqueadores de contenidos. Los argumentos en los que se basa esta decisión de la compañía son mejorar la privacidad, seguridad y rendimiento de la aplicación.

Los bloqueadores de anuncios son de las extensiones más utilizadas en los navegadores, pues ayudan a evitar la extenuante carga de anuncios y ventanas emergentes de algunos sitios web; sin embargo, este tipo de herramientas pueden afectar a grandes empresas que buscan publicitarse a través de internet.

De acuerdo con el documento de programación Manifest V3, Chrome modificaría la API webRequest y se limitarían las libertades de las extensiones que sean añadidas al navegador, es decir, la nueva área utilizada para integrar bloqueadores de contenido será bastante más limitada.

Las extensiones con las que se bloquea la publicidad tendrá menos independencia para trabajar y el propio navegador decidirá qué bloquear (Foto: Especial)
Las extensiones con las que se bloquea la publicidad tendrá menos independencia para trabajar y el propio navegador decidirá qué bloquear (Foto: Especial)

¿Qué significa esto? Pues que las extensiones con las que se bloquea la publicidad tendrán menos independencia para trabajar y será el propio navegador quien decida qué bloquear y qué no. El papel de la API webRequest sería meramente "observacional".

Algunos desarrolladores de bloqueadores como uMatrix y uBlock Origin han mostrado su preocupación respecto a este tema, pues el navegador no sólo deja inoperantes a este tipo de extensiones, sino que también resta control a los usuarios de Chrome. Raymond Hill, creador de uBlock Origin mencionó que el nuevo motor de filtro sería limitado y que "muchas opciones de bloqueo no podrían aplicarse a Google".

Con las limitaciones de webRequest, una de las alternativas que presentó la empresa de California fue DeclarativeNetRequest, pero su problema es que permite a Google decidir todo sobre la gestión de las peticiones de red.

A inicios de año, la multinacional declaró que las modificaciones serían compatibles con la extensión AdBlock Plus, sin embargo, esta extensión recibe dinero por permitir que se vean ciertos anuncios.

(Foto: Especial)
(Foto: Especial)

Ante toda la polémica, Google matizó que su objetivo no es acabar con los bloqueadores de anuncios y que la nueva API que se implementará no será tan restrictiva como los usuarios creían en un inicio.

En todo este asunto es evidente que Google busca proteger sus intereses, ya que es una empresa que vive de la publicidad. Según datos PageFair, Google perdió 6.500 millones de dólares en 2015 por culpa del bloqueo de publicidad.

La apuesta de Google es llegar a un terreno neutral en el que la experiencia de usuario no se vea afectada por la publicidad intrusiva, pero sin eliminar del todo el contenido de las páginas web.

De acuerdo con cifras de Ovum, una firma especializada en la industria de telecomunicaciones, los anunciantes perderían 35 mil millones de dólares para el 2020 en caso de continuar con el bloqueo de contenido como se aplica actualmente.

Fuente: Infobae

 

 


Compartir:

Comentar